Cuentacuentos: D&D Next, último playtest package

9.7.14

Cuentacuentos: D&D Next, último playtest package


Yo fui uno de los que siguió algo vagamente el desarrollo de los documentos de playtest de la 5° edición de D&D, que en ese momento se conocía como D&D Next. Fue GENIAL ver el desarrollo, porque a veces daban saltos de la puta madre, cosas que vos decías "le tengo toda la fe", y el siguiente lo sacaban pero agregaban otra cosa que no estaba tan mal. Era un ida y vuelta, me pareció, muy violento. Por un lado sabía más o menos lo que querían hacer, y tenía una idea de cómo querían hacerlo. Parece que les dio muy buen resultado, porque la sesión que yo jugué con mi grupo habitual de juego salió estupenda en términos generales.

Los libros anunciados para D&D 5° edición.

Empecemos por el principio. Teníamos que crear personajes de nivel 5 y, como había reglas de multiclase en ese playtest, casi todos hicieron 2 niveles de algo y 3 de otra cosa (recuerdo uno que tenía un nivel de Mage y cuatro de Rogue). Así que voy a describir lo que fue para mí el proceso de crear personajes.

Agotador. Jaja. Igual eso se debió a que nadie había leído nada y me tocó ayudar a la masa a crear sus PJs, cuestión que terminé creando mi PJ al final de todo. Ya tenía todo decidido igual: iba a hacer 5 niveles completos de Fighter, un Fighter tanque.

Imaginense esto pero un Kender en vez de un Enano.
Es curioso, porque el Fighter fue una clase que nunca me llamó demasiado la atención. Siempre quise tener algo "loco", "especial".

Esa función de "exotismo" fue a parar a la elección de Raza: Kender. Son como hobbits curiosos y rompehuevos del setting de Dragonlance. Nosotros jugamos en Eberron, igual. Pero bueno, ahí estaban las reglas, y la verdad me tentaba mucho la habilidad racial de Taunt. Hacía un check para "putear" al enemigo y, si superaba su salvación, él tenía que hacer todo lo posible por atacarme a meleé. Cool. El tema es que si voy a tener eso, voy a necesitar una excelente armadura. Pum, el Fighter fue la mejor opción para eso, y me puse contento porque pintaba re divertida la clase.

Así se ven los Kender, del tamaño de un Hobbit.

Cuento un poco más del Fighter: todas las clases tienen "subclases" que eligen a nivel 2 o 3. Para los Mages una clase sería más o menos como una especialización en una escuela de la magia ("Arcane Tradition") y para los Fighters era algo así como su senda marcial ("Martial Path"), cosas como "Weaponmaster", "Warrior", "Champion". En el playtest package estaban las primeras dos, y la primera tenía maniobras locas que hacían cosas como tirar al oponente al suelo, o darle desventaja en el próximo ataque; re copado, sobre todo porque si la maniobra fallaba tenías un pequeño bonus al daño. El Warrior era una de las únicas formas de mejorar el rango de crítico, y además mejoraba los efectos del mismo. Pero yo elegí Weaponmaster porque quería controlar el campo; como en esta edición se puede "partir" el movimiento sin problemas (muevo la mitad, ataco, muevo la otra mitad), y el Fighter de por sí tiene ataques extras a lo loco (a lvl 5 puede atacar hasta cuatro veces en un asalto, o atacar dos veces y hacer otra acción, aunque no todo el tiempo), y, por si fuera poco, las maniobras son parte de los ataques, yo podía atacar a 4 enemigos en fila y tirarlos a todos al piso, por ejemplo, además del daño normal. Sonaba demasiado bien eso. O, combinando con mi rasgo racial por Kender, hacer que me ataque y el siguiente turno darle 4 ataques seguidos. Alto combo.

Faltaban entonces dos elecciones: ¿qué armadura le pongo? y ¿qué Background le pongo? La armadura era vital porque yo necesitaba sobrevivir a todos los Taunts que hiciera, y porque quería ser un tanque en toda regla. Como el DM nos daba a todos una "cosa loca" para empezar (algunos pidieron ser de una raza que no estaba en el playtest y chamuyamos cómo serían los rasgos y bonificaciones en base a lo que había en el playtest), yo decidí que eso sería tener una armadura de Mithril completa, o Mitrhil Full Plate. 21 de AC, con escudo. Una guasada. Y encima tenía 44 hit points. En la escala de números de D&D Next/5°, donde tu bonificador al ataque es el mod. de tu stat + el bonus de competencia (que va de +1 a +6 en el package, a lo largo de los 20 niveles), a lvl 5 me atacaban con +6 como MUCHO, lo que les daba un 30% de chances de conectar el ataque para los enemigos más peligrosos en combate.

Full Armor de Mithril. Fuck yeah.
El Background fue más difícil. Fue un dolor de cabeza, porque habían muchos que me interesaban por lo que me daban en términos de competencia y equipo y otros que me interesaban más en cuanto al trasfondo narrativo. Al final encontré, por suerte, el equilibrio: Jester, una especie de bufón.

El trasfondo de la aventura era que había que ir a una ciudad tipo Tortuga en Piratas del Caribe para rescatar a una mina para que se case con un noble, y así unir una banda de mercenarios con una casa noble y tener más chances de sustentar un reclamo a un trono de por ahí. Qué se yo, fue hace bastante y yo lo tomé como "quest" más que como "LA historia", porque estaba seguro de que después iba a degenerar en otra cosa con el grupo de personajes que teníamos, a saber:

- Un Warforged alado Mage 3/Fighter 2, background Soldier o Thug, si no recuerdo mal.

Imaginen que los pinchos de sus hombros son las puntas de sus alas.

- Un(a) travestida de no me acuerdo qué raza que era Mage 5, el background no me acuerdo si era Bounty Hunter o Spy. (Me confirman que era Spy.)

- Una humano Druid 5, background no me acuerdo pero seguro era algo tipo Commoner. (Me putean porque era Noble.)

- Un elfo o semielfo Rogue 4/Mage 1, background Guild Thief o Spy, no recuerdo del todo bien. (Me confirman que era Guild Thief.)

- Un Vadhagh (parecido a lo que en 4E eran los Eladrines) Bard 2/Fighter 3, background Guide me parece. (Me putean porque era Artisan [Carpenter].)

Algo así es un Vadhagh.

- Un Kender Fighter 5, background Jester (EL MEJOR PEJOTA DE LEJOS, :B).

La aventura fue roleo + gasto de monedas de oro al principio: había que conseguir un barco o alguna forma de llegar a la ciudad en cuestión, excepto para el elfo y el vadhagh que ya estaban allí. Entre mi PJ, el druida y el warforged conseguimos info sobre un barco, la travestida electrocutó a mi PJ por acercarse demasiado, y básicamente cagaron a mi PJ porque fue el único que puso dinero para viajar, cuando era el que más Carisma tenía y el que más intentó no pagar nada, xD. El warforged voló hasta la cubierta del barco y se escondió como pudo, viajando de polizón. Yo pagué la mitad del viaje y después me fui a la mierda corriendo (me tiraron una lluvia de flechas pero sólo dos atravesaron el Mithril, y si bien hicieron 29 puntos de daño, no fue suficiente, :P), al druida venía conmigo y huyó en su forma de lobo, el warforged fue descubierto y huyó volando, y la travestida ya tenía un arreglo con el capitán de la nave.

Al warforged también le tiraron flechas y le hicieron un poco más de daño, pero él decidió darse vuelta y tirarles un hechizo tipo Fireball, pero hubo una confusión y el DM entendió otra cosa que lo que quiso decir, y empezamos todos a discutir porque no se entendía nada, y al final terminó en que el warforged estaba bajo el mar tirando Death Saves, xD. Justo me tuve que ir en ese momento, pero la sesión siguió.

¡¡¡Bahoelmaaaaaaar!!!

El punto es que sentí que las reglas no sólo respaldaron mi concepto de tanque, sino que me ayudaron a refinarlo y hacerme un personaje divertido de jugar. La verdad me gustó mucho el soporte que las reglas me dieron, y las opciones me parecían todas buenas desde el punto de vista de la optimización (aunque hay algunas más interesantes que otras, obvio).

Después jugamos otra sesión pero yo no estuve, así que después quizás le pida a algún otro jugador de la mesa que haga la continuación de este episodio de cuentacuentos, ;).

7 comentarios :

Publicar un comentario