Reseña: Microscope

8.12.14

Reseña: Microscope


Si dos años atrás alguien me contaba de un juego de rol donde no se usaran dados, ni planillas, donde los personajes no fueran fijos y los conflictos se resolvieran por consenso creo que hubiera dicho “¿Eso es un juego de rol? ¿No tenés algo menos hippie?”, pero como bien dijo un compañero: “Cada libro debe llegar en el momento adecuado de la vida” ¡y cuánta razón tiene! Así es como este juego llegó en un principio como solución o, mejor dicho, como una herramienta para llevar a cabo un proyecto más grande y ambición pero hace tiempo que ha ganado un lugar, por mérito propio, en mi hall de grandes juegos de rol.
Dos meses atrás veníamos charlando con unos amigos sobre crear un mundo gigante para la nueva edición de D&D. Cumpliendo ya  cinco meses desde la inauguración de nuestro club de rol nos surgió una idea interesante: crear un mundo entre todos los narradores de Dungeons & Dragons y poder mantener una interacción entre los sucesos más importantes dentro de cada crónica junto con la posibilidad de rotar personajes entre cada narrador dentro de la misma edición. Este mundo compartido tendría su propia región, sus propios países, reyes y costumbres en la cual cada narrador tomaría una porción de esta tierra y erigiría su historia dentro del continente, independiente de los demás pero a la vez relacionado. Con esta idea en mente pero sin saber cómo desarrollarla es cuando comencé a escuchar de este juego.
Ahora sí, un poco menos de mi vida y más sobre la historia de este juego.

microscopio

¿Alguna vez pensaste en crear y compartir un universo tan vasto donde siempre puedas ubicar algún evento interesante? Desde crear un plano completo des el primer aliento de vida de los dioses hasta la muerte de estos, un evento histórico gigante que abarque la expansión espacial a la perdida de la tecnología, o el periodo completo de vida en un planeta desde la evolución de los seres unicelular hasta la muerte de la vida...  Microscope es eso, un pequeño gran juego… aunque grande le sigue quedando chico realmente.

Microscope es un juego de rol creado por Ben Robbins allá por el 2011 el cual ganó varios reconocimientos gracias a la originalidad de la propuesta. Hoy en día un juego de rol sin narrador ni dados no es algo completamente novedoso, esto ya lo hemos visto antes con Fiasco de Jason Morningstar quien un par de años antes nos atrapó con su propuesta de crear historias hollywoodenses de trama impredecible y personajes de moral dudosa. Pero aquí es donde encontramos la primera diferencia: Microscope nos permite, no crear una historia, sino decenas o cientos de historias dentro un universo inmenso y gigante. El juego maneja un sistema de periodos de tiempo que nos permiten crear continuamente eventos dentro de él, una vez que creemos el inicio y fin de este universo. No nos quedemos con la concepción espacial del término, siempre que mencionemos universo nos referiremos al “Mundo, plano material, Imperio, galaxia, etc…” donde transcurrirán todas las historias y eventos que jugaremos. El juego no tiene una duración fija ya que se completa en rondas, al llegar al fin de una de ellas los jugadores pueden acordar detenerse o continuar jugando, así que la duración varía según el tiempo que tengan; proponiendo de esta manera poder continuarlo luego sin problema alguno. Microscope maneja un número de jugadores de 2 a 5 (recuerden que no hay narrador, así que hay que contarse a uno mismo como jugador) lo cual lo hace bastante interesante como juego “previo” mientras se espera a todos los jugadores de una campaña de otro juego. Otro detalle interesante es que nadie es dueño de nada aquí, los mundos que creas o los personajes dentro de la línea de tiempo pertenecen a todos, ningún jugador va a tener un personaje propio, sino que se crearan decenas de personajes que vivirán en diferentes periodos históricos los cuales se puede encarnar para contar y responder preguntas perdida en la historia del tiempo. Esto sumado a la fluidez del juego permite agregar jugadores en medio de la sesión de juego ya empezada sin perder tiempo ni afectando el desarrollo del mismo. Otro detalle es que no existe un orden cronológico fijo para jugar Microscope, más allá de la organización de los eventos todos pueden saber que va a suceder en el futuro pero se sorprenderán sobre el pasado y los eventos ocultos y olvidados en el tiempo.
Tratando de ir más en orden comenzaremos con el primer paso, el cual será…
"The big picture" o "¿Sobre qué vamos a jugar?"

"The Big Picture" o "¿Sobre qué vamos a jugar?"

El gran esquema

Delimitar la infinidad de posibilidades va a ser nuestro primer paso, esto se resolverá hablando con nuestros compañeros de mesa con los cuales acordaremos una temática para la historia a crear. ¿Jugaremos sobre la colonización humana en el espacio o será una historia sobre superhéroes? ¿Será un mundo submarino o un multiverso fantástico? La big picture debe esta condensada en una oración y allí contendrá el espíritu del mundo a jugar, es importante que a todos les parezca interesante la propuesta, eso va a influir en las ganas y el espíritu de juego. Pero no cuenten de más, una de las premisas del juego es “Guárdate las ideas para ti”, ya que el juego se basa en la sorpresa no está bueno contarlas antes de tiempo; deja las ideas fluir en tu cabeza y luego en el momento adecuado utilízala mecánicamente y observa la sorpresa en tus compañeros.

Organización de la historia

Aquí comenzamos con la primera mecánica del juego, la creación de un periodo. Este consiste en un periodo de tiempo muy extenso que seguramente abarque muchos eventos dentro. Pueden pensar en una guerra civil, en la conquista espacial, en la república en "X" país, en el nacimiento del mundo, etc…
Pero volviendo, en esta etapa debemos crear dos periodos los cuales van a ser el principio y fin de nuestra historia. Si la temática son los superhéroes, podría ser “El nacimiento del primer superhumano” y “La muerte del último metahombre”, lo importante aquí es dejar en claro cuáles van a ser los Periodos iniciales y finales, más allá de ellos no se va existir ninguna historia que jugar pero dentro de ellos se podrá ir y venir a gusto, explorar un evento en el futuro lejano para luego ir al pasado y observar la semilla que dio a lugar la revolución dentro de 200 años.
Una vez acordados ambos periodos se anotan en dos papeles a la vista de cada jugador (el juego recomienda jugar con tarjetas pero se puede jugar fácilmente con esos papeles de colores que se suelen ver en varias oficinas). Una vez creados ambos periodos, se le agrega un “Tono” el cual va a ir dibujado como un círculo debajo de la tarjeta, si el periodo en general es “feliz o esperanzador” se le agrega un círculo vacío, en caso de que el periodo sea “Oscuro, deprimente, triste o trágico” se dibuja un círculo y se lo rellena. Eso nos va a ayudar más adelante, una vez que tengamos que volver al periodo como sentir el espíritu de la época.

La paleta de ingredientes.

Paleta de ingredientes

Aun teniendo la temática y la organización de la historia hay muchos tópicos para tocar dentro de nuestra historia, ¿Encontraremos supertecnología? ¿Habrá magia? ¿Razas fantásticas o Robots? Aquí es el momento de proponer o eliminar una temática de nuestro juego, en orden una vez cada jugador propone un tópico; este tópico lo anota en la lista de “+” o “–” leyéndolo en voz alta. En la columna de “+”  se anotan tópicos para la historia los cuales te gustaría que aparezca y los otros jugadores nunca se les hubiera ocurrido (Proponer para un universo de conquista espacial un dilema moral nacido de la religión); mientras que en la columna de “–” se agrega tópicos que no te interesa ver en el universo pero los otros jugadores podrían agregar (En un mundo fantástico no va a haber elfos, en un Universo futurista aun no van a aparecer razas alíen). Es importante que siempre que un tópico sea agregado o banneado del listado, a nadie le moleste; en caso contrario se charla al respecto y se trata de consensuar un punto intermedio o delimitar la idea (No va a haber elfos en el mundo, porque son una leyenda entre los hombres…).

La primera ronda y el inicio del juego

Ya podemos comenzar a darle color a nuestra historia, pero ¿No parece algo vacía? Como ronda previa al inicio del juego cada jugador va a poder crear un periodo nuevo y ubicarlo entre medio del periodo inicial y final, una vez que aparezcan nuevos periodos con el transcurso del juego además de anotar de que trata se contará algo al respecto de ellos y luego se los ubicara entremedio de otros dos periodos (Entonces “La corrupción de la gran ciudad de Zahalla” es un evento “Oscuro” donde la avaricia de los magos condenaron a toda un continente, este periodo se encuentra luego de “Revolución Mágica” pero antes del “Despertar de los Dioses”). Una vez completada la primera ronda de juego el juego comenzara su curso normal del juego

Porque no todo se trata de periodos

El sistema de Microscope se organiza sobre periodos, pero estos no estarán vacíos necesariamente. Dentro de un periodo de puede crear un evento. El evento es un periodo más pequeño de tiempo el cual pertenece a una época más grande, “La rebelión de los monjes” es un evento particular dentro de un periodo de “Crisis en el mundo”. Estos eventos nos permiten hablar del mundo de manera más particular, se crean de la misma manera que un periodo pero se los ubica debajo de estos, son importantes ya que luego nos permitirán explorar dentro de este. Dentro de un periodo se puede crear además una escena. En esta nos detendremos un poco más ya que aquí las cosas cambian, al crear una escena nosotros finalmente podremos encarnar personajes y rolear una situación. Las escenas se crean debajo de un periodo organizadas alrededor de una pregunta, por ejemplo ¿Quién fue el primer monje en rebelarse?

Así terminó mi partida más memorable de Microscope sobre una historia de superhéroes. En verde los períodos (a lo largo) y debajo de ellos los eventos. En amarillo están las escenas.

De esta manera el creador de la escena describe donde transcurre y que personajes hay libres, cada jugador toma un personaje y comienzan a jugar la escena, el objetivo siempre es responder la pregunta propuesta de la escena. El creador de la escena no solo propone el escenario sino los personajes (Jugaremos en el monte Itux, allí hay una reunión de los jefes de cada sede. Los personajes propuestos son el Abax, el director y el aprendiz) que le parece que podrán responder la pregunta. Esta es una de las partes más interesantes, porque nadie sabe cómo va a terminar la escena ¿Será el Abax quien se aleje de la organización para liderar a su gente a un lugar de paz o el aprendiz dejará sus votos y alzará a sus hermanos en combate? Nadie lo sabe de antemano, solo se puede responder interpretando los personajes y viendo que sale.


Manteniendo el equilibrio

La dinámica del juego a través de las rondas es realmente sorprende, el surgimiento de las ideas y los planteos dentro es único. A través del foco el primer jugador propone un tema, esto genera un orden a la hora de jugar toda la ronda, evitando que se disparen ideas para todos lados (El foco de una ronda podría ser desde la desesperación de los hombres a talvez la ascensión del dictador, así se trata de crear periodos, eventos y escenas relacionados a la propuesta)  El traslado del foco a través de las rondas a todos los jugadores mantiene una moderación del poder entre todos
Otra de mecánicas interesantes se basa en las acciones sobre otros personajes principales, tradicionalmente estas cosas se resuelven con tiradas de dados en los juegos de rol pero Microscope propone algo que funciona de manera perfecta dentro de su paradigma. “Siempre que yo haga algo sobre otro protagonista, este decide como lo afecta”, ósea que si yo ataco al presidente, este decide si trastabilla y cae esquivando mi ataque, si es herido o si muere. Y realmente si muere no es un problema, siempre se puede crear escenas previas en el pasado y seguir jugando con un personaje que haya muerto o visitar una ciudad destruida en su etapa de gloria.

El Doc, un gran explorador de períodos, eventos y escenas.

Palabras finales

Microscope es una sorpresa, en su propuesta, en la química entre los jugadores y en las situaciones. Es completamente original y con un potencial realmente alto, compatible con cualquier campaña y juego tradicional. Aun para los jugadores de rol más tradicionales este juego no solo atrae sino que puede plantear herramientas más que interesantes, por ejemplo jugar la gehena desde su inicio hasta el fin con los diferentes personajes dentro de mundo de tinieblas.

Finalmente agradezco a los jugadores que compartieron varias partidas de este juego conmigo, aún conservo cada mundo y están listo para volver a jugarse siempre que quieran. ¡Hasta la próxima!

0 comentarios :

Publicar un comentario